18

Flor del desierto


Escritora: Waris Dirie y Cathleen Miller

Esta es la autobiografía de Waris Dirie, la bellísima modelo somalí nacida en 1965. En el libro nos cuenta su infancia en el desierto, su vida de inmigrante en Londres, y luego su éxito.

Waris ha sido relevante,  además de como modelo, por dedicar gran parte de su vida a dar a conocer la existencia de la ablación y a luchar contra ella. Habla con voz propia, pues ella misma fue víctima de esta práctica, aunque la que ella recibió, para ser más precisos, es la más dura de todas: la infibulación (la zona genital queda lisa, con una única costura, como una cremallera y un pequeño orificio, que te produce unas dolorosas reglas de 10 días, y que hace que necesites 10 minutos para orinar).


De este libro recuerdo lo mucho que  me gustó cómo describe  la vida en el desierto de los nómadas somalíes, sus costumbres y jerarquías, donde la dureza del medio les deja únicamente dos alternativas:
vivir o morir; nos cuenta el funcionamiento tribal de su sociedad, ese orgullo tribal que es causa de la mayoría de las guerras. Curiosidades: cosas como el mal del Khat, esa droga especie de cocaína que mascan los hombres, y les pone los dientes rojos, y que es una de las razones de la locura y agresividad; El motivo de la importancia de tener hijos como algo valioso, pues es garantía de futuro, como en el mundo occidental es la pensión de jubilación (eso me hace recordar a María Teresa de la Vega cuando estuvo de visita en África y abogaba en discursos por la planificación familiar: vamos, como empezar la casa por el tejado o como querer convencer al pez de que en el árbol se vive mejor).

Sin embargo, a pesar de esa dureza, nos dice que no cambiaría su niñez por ninguna otra. Nos habla del amor a su madre, su sencillez y cariño y la descripción de la vida entorno a la naturaleza y a los animales. El destino de la familia unido al destino de los animales. Dice Waris Dirie refiriéndose a cuando después de terminar el día se reunían alrededor de la hoguera a contar historias, con el aroma que desprendía la mirra al quemarse en el fuego que los calentaba del frío de la noche: “Aquellos atardeceres constituyen mis mejores recuerdos. Nunca me sentí sola”.

Empieza el libro con la historia del león. Cuenta Waris, que cuando a los 13 años, huyó con el apoyo de la madre para evitar casarse con un “dandy” de 60 años, estuvo vagando dos días sin apenas comida y bebida. Se sentó en un árbol. Agotada se durmió. Cuando abrió los ojos: un león, de frente, sosteniéndole la mirada. No tuvo miedo, supo que era su fin. Volvió a mirar. El león se había ido.

Sobre la guerra y la MGF dice ella: “Tanto las guerras tribales como la mutilación genital femenina son producto del ego, de la mezquindad y de la agresividad de los hombres. La obsesión de los hombres por su territorio” “La lealtad de las mujeres debe ganarse mediante la confianza y el afecto, en lugar de con rituales bárbaros” ”Hay que erradicar las viejas costumbres que provocan tanto sufrimiento”. Y es que nos recuerda, que tras el derrocamiento de Said Barre en 1991, Somalia se ha visto inmersa en continuas guerras en las que las diferentes tribus no han parado de luchar por el control del país. Siempre la misma historia.

Lo que se cuenta de los camellos (hay más camellos en Somalia que personas), por ejemplo, es harto ilustrativo: El camello como oro para el nómada del desierto. El único animal que “quiere beber una vez a la semana pero que aguanta un mes”. El camello como medio de transporte y con esa leche nutritiva que también sacia la sed, y una curiosidad, ¡la leche de camella es de las pocas que posee vitamina C!.

Hay un planeta que veo todas las noches. Hace poco he sabido por fin que se trata de Venus, y nos dice ella, que allá, en el desierto, cuando lo veían aparecer era la hora de guardar al rebaño.

Hace tiempo que leí el libro y recuerdo que me gustó, aunque de su otro libro  “Amanecer en el desierto” guardo aún mejor recuerdo. Un día de estos, también lo pondré.

18 comentarios:

  1. Que bonito parece Icíar, sube a los primeros puestos, ya lo había vissto hace tiempo pero no me había decidido, creo que han estrenado una película hace poco de este mismo libro,
    Un besazo y buen fin de semana!

    ResponderEliminar
  2. Pues yo no lo conocía y, bueno, a la modelo pues tampoco, lo confieso.
    Pues sí que parece una buena lectura para enterarse de cómo va el mundo (lectura recomendada para la vicepresi jaja). Pobres mujeres, que están sometidas a las ideas de cuatro bárbaros!

    ResponderEliminar
  3. La verdad es que no conocía ni el libro, ni a la modela ni sabía que había una película (¿cómo se titula?), vamos, que estaba perdidísima. Pero el libro tiene muy buena pinta y la reseña también me ha gustado mucho. Un saludo.

    Cuéntate la vida http://cuentatelavida.blogspot.com

    ResponderEliminar
  4. Le había echado el ojo varias veces, pero como aún no había leído ninguna reseña no me decidía. Ahora me lo has dejado más claro, parece un libro muy interesante, y lo que tengo muy claro es que lo has disfrutado mucho.

    ResponderEliminar
  5. Sonia:
    Sí, en realidad, fue la película, que todavía no he visto, lo que me hizo poner la reseña. Yo lo disfruté, además no sabía nada de la infibulación en aquella época. Se te ponen los pelos como escarpias. Pero por fortuna el libro no está focalizado en este drama. :g

    Isi: :c :c :c Debería mandarle a la vicepresidenta mi declaración de la renta junto con un ejemplar. ¡No está mal! :m

    Goizeder: La película lleva exactamente el mismo nombre que el libro y fue estrenada en marzo 2010. :g

    Carol: ¡¡es que me gustan las autobiografías!! :e (siempre que no sean de esas tipo testimonio para hacernos creer los guay, buenos y civiliazados que somos) Además está bien escrita, creo yo. Aunque la de "Amancer en el delsierto" me gustó mucho más. :g

    ResponderEliminar
  6. Icíar:
    hace pocos días, una amiga me mandó su historia en un pps. Corrígeme si me equivoco ¿su nombre artístico como modelo no es Imán, la esposa de David Bowie?

    ResponderEliminar
  7. Descubriendo libros y autores contigo. ¿Algo más aberrante que la ablación? la estupidez humana es ilimitana, infinita... Creo que fue Einstein quien lo dijo.
    Gusto leerte.

    ResponderEliminar
  8. Ale:
    Iman es somalí como Waris Dirie. En el libro, Waris habla de Iman, coinciden en casa del embajador somalí en Londres donde ella trabajaba y cuando ella no era nada e Iman ya era modelo cotizada.
    Por cierto, también sale una Naomi Campbell con 16 añitos, cuando ya Waris alcanza el éxito.

    ResponderEliminar
  9. Gracias Jasón, tan amabale como siempre :g

    ResponderEliminar
  10. Me gusta que nos alerte sobre la mutilación genital femenina. Está sucediendo entre nosotras :r

    ResponderEliminar
  11. Así es Noemí. También está de moda una nueva operación de estética entre las europeas de remodelación de labios y vagina. ¡¿nos estamos volviendo locos?!

    ResponderEliminar
  12. Hola!

    Aprovecho la visita por tu blog para informarte del lanzamiento de la novela negra: "Sé lo que estás pensando” de John Verdon (Roca Editorial).

    Entra en la página http://www.seloqueestaspensando.como en http://numrl.com/nuevayorkgratis. Si resuelves el juego de la novela, 'Enigma Manhattan' puedes ganar un viaje a Nueva York!

    ¡Mucha suerte y hasta pronto!

    ResponderEliminar
  13. :a ¡gracias por la aclaración Icíar!

    ResponderEliminar
  14. Pues también me gusta lo que me contestas: mucho miramos a las agresiones ajenas y no caemos en la cuenta de las nuestras y de lo que nos mutilamos para entrar en la talla 38.

    ResponderEliminar
  15. Gracias Noemí. A mí también me gusta esa cara de mala, mala, que tienes. Y tu blog de lo más ingenioso.
    :g

    ResponderEliminar
  16. Me gusta la sensibilidad con la que has hecho la reseña; mientras la leía, recordaba un video de ella hablando en Naciones Unidas y casi se me escapan de nuevo las lágrimas. Esta MUJER, me parece de una dignidad y una integridad absoluta. Lo merece. Me alegra que sus libros tengan este tirón. De alguna manera debemos ser solidarias, y este tipo de reseña espero que despierte la sensibilidad del mundo sobre un tema tan doloroso y vegonzoso para la humanidad.

    Gracias por esta reseña maravillosa!

    ResponderEliminar
  17. Gracias a ti, Susana:
    Me ha impresionado un poco tu comentario. Gracias de corazón.
    Y es que sus libros, se disfrutan y para mí gusto están muy bien escritos (de hecho, siempre busca un co-autor). Y el enfoque, es muy agradable. Lo poquito que sé o comprendo de Somalia es gracias a sus "conversaciones".
    Un abrazo

    ResponderEliminar

Bienvenid@ a "Los mil y un libros".
Es un placer tenerte aquí.
¡Gracias por comentar!